CINEFILIA

Lesgaicinemad 2016

El jueves 28 de octubre se inauguraba la vigésimo primera edición del Lesgaicinemad, uno de los festivales de más arraigo en Madrid sobre el ahora conocido como cine de la diversidad. Allí se pudo ver tras la gala de apertura, “Nunca vas a estar solo”, visión normalizada de un hecho real en Chile donde fue asesinado un joven de una paliza a manos de neonazis, según se dijo en los medios.

En su primer día de proyecciones se ha tenido la oportunidad de revisar un clásico del cine gai en España como el documental “Ocaña, retrato intermitente” de Ventura Pons, de quién se hace una pequeña muestra de su filmografía incluyendo también sus últimos filmes de no ficción y la reciente “El virus del miedo”,  amén de una master class en la Universidad Complutense. Destacamos las siguientes sesiones:

La vanité (AKA: Vanity, 2015) *** SUIZA-FRANCIA. 75 min.

El director Lionel Baier ya estuvo presente en Lesgaicinemad en 2005 con “Garçon stupide”, su ópera prima. Ahora nos presenta esta comedia negra con tres solitarios personajes que viven en el lado salvaje de la vida: un chapero, una viuda española que trabaja en una empresa que lleva a cabo muertes solicitadas y el anciano que ha contratado sus servicios.

Interesante propuesta que el director suizo ejecuta con un toque de cine independiente de los 90 que en ocasiones recuerda al primer Jim Jarmusch, con personajes nada cotidianos pero muy humanos que se comportan llevados por sus más básicos anhelos, aunque también escondan secretos.

Incomprensiblemente se proyecta fuera de la sección oficial esta destacable cinta donde una impagable Carmen Maura maneja una difícil situación en un particular ambiente donde sus protagonistas acaban exponiendo su verdad.

LA ESCENA

La relación de amistad que se establece entre los protagonistas masculinos (Patrick Lapp e Ivan Gregoriev) es de gran ternura con un momento especialmente intenso. Junto a esto, destacar la presencia de las cortinas rojas como portal a un mundo de ensoñación que nos llevan irremediablemente al Lynch más kitsch.


Jesús (2016) *** CHILE. 82 min.

Si antes decíamos que “Nunca vas a estar solo” mostraba la versión oficial de un caso de violencia contra el tercer género, “Jesús” ofrece una mirada totalmente diferente sobre el mismo hecho. Su director Fernando Guzzoni, presente en la proyección, explicó que se había introducido en el mundo del K-pop que frecuentaban los atacantes de la víctima y nos da el punto de vista de estos, que al parecer no eran neonazis.

El filme defiende que la mortal paliza fue más bien fruto de una situación originada más desde la homofobia generalizada que existe en nuestras mentes que desde las ideas de un grupo radical. Con mirada objetiva, a veces la cámara se queda fija en un punto y vemos lo que pasa delante de ella.

Es cierto que esto a veces ralentiza un poco la acción pero las veraces interpretaciones de los jóvenes protagonistas no profesionales traspasan la pantalla de tal manera que consiguen una complicidad máxima con el espectador, a pesar de la dificultad de seguirles por el diálogo, cuya dicción es casi incompresible en ocasiones.

El director ya impactó en 2012, con su anterior “Carne de perro” en el festival de San Sebastián, donde regresó este año con esta cinta provocando similares resultados, debido a la crudeza de sus imágenes y lo que es más, lo descarnado de sus personajes.

LA ESCENA

Precisamente, el personaje del padre nos resulta inquietante y la escena donde echa a su hijo del coche y luego además sale a atacarle, rodada desde dentro del automóvil y con la imagen borrosa tras el parabrisas, nos da un apunte de hasta dónde puede llegar.


Además, también se proyectó el mediometraje español “Marica tú” (en la foto), basado en un cómic homónimo escrito por Julián Almazán con un estilizado dibujo de Alfonso Casas, que ha adaptado a la pantalla el joven Ismael Núñez, con un resultado más bien flojo, sin tener en cuenta en absoluto el lado estético, que tan poderoso es el tebeo.

A esto hay que añadir cortometrajes que se producen  desde la cúpula del propio festival o vídeos virales sobre un tema tan apremiante como la violencia homófoba, tema candente en la propia ciudad de Madrid y donde el Lesgai pone el foco. 


Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: