CINEFILIA

Los principitos

El principito (The Little Prince, 2015) *** FRANCIA. 108 minutos.

Mucha imaginación han tenido que echarle a la novela de Antoine de Saint-Exupéry para llevarla a la gran pantalla, actualizándola pero conservando a la vez el espíritu de la obra original. Mientras hay una parte que respeta los textos y tramas de la novela, con un arte creado en papel y arcilla muy artesanal, por otro lado, hay dibujos en técnica Digital 3D, similares a las películas de Pixar, que representan el mundo real.

La historia de una niña de nuestros días cuya madre le tiene la vida planificada, para que no dependa de nadie y sufra el abandono de su marido como ella, que gracias a su anciano vecino se ve imbuida por El principito, a través de unas páginas escritas por el viejo, que no es otro que el Aviador de la novela.

Película que parece hecha para animar a leer el libro, más que para ser vista en su lugar, ya que incluso dan ganas de releerlo a los que ya lo hicimos, con personajes nuevos que se ven influenciados por los ya conocidos de Saint-Exupéry. Vemos también a un crecido Principito que recuerda al deshollinador de “Mary Poppins”, una especie de “perdedor” para la sociedad de grises adultos, como lo era aquel.


Aunque la producción es francesa, su director es el norteamericano Mark Osborne, conocido por “Kung Fu Panda” (2008) y la película de Bob Esponja (2004). Su hijo Riley, pone voz al pequeño príncipe en la versión inglesa, que incluye a estrellas como Jeff Bridges, James Franco, Benicio del Toro o Marion Cotillard.

LA ESCENA

Son especialmente memorables las escenas que trasladan la obra original, de gran sensibilidad y belleza estética, con animación en stop motion, aunque también aparece la imagen original del Principito dibujado por su autor, así como la versión adulta y de niño en 3D, llegándose a ver hasta cuatro diseños diferentes del Principito en la cinta.


EL PRINCIPITO EN PANTALLA

Son múltiples las adaptaciones a la pequeña y a la gran pantalla de la novela de Antoine de Saint-Exupéry, publicada en 1943. Principalmente son telefilmes, cortometrajes y series de televisión.

La primera conocida es “Der kleine prinz”, un telefilme alemán en blanco y negro de 1954, de 60 minutos de duración dirigido por Fritz Umgelter. Existiendo versiones posteriores, en los años 60, de Bélgica, Austria y la Unión Soviética, todas ellas para televisión.

El malogrado Gene Wilder protagonizó junto al jovencísimo Steven Warner la versión musical.

El único largometraje hasta ahora había sido la versión norteamericana, una adaptación al cine del musical de Broadway, “El pequeño príncipe”, en imagen real, dirigida por Stanley Donen (Cantando bajo la lluvia, Charada) en 1974, donde intervienen el coreógrafo y director Bob Fosse (Cabaret) y el recientemente fallecido Gene Wilder, interpretando a la Serpiente y al Zorro respectivamente.

En 1978, se realizó una serie de televisión de anime, o sea dibujos animados japoneses, en coproducción con EEUU y Alemania. A través de 39 episodios se extendía la historia del Principito, acompañado del pájaro espacial Swifty y Rose Girl bajo el título de “Las aventuras del Principito”.

Will Vinton, cortometrajista norteamericano especializado en animación en plastilina adaptó la novela francesa en 1979 con la voz de Cliff Robertson como narrador- aviador en una película de 25 minutos en stop motion.

No podía faltar la versión japonesa, en anime, de El principito

Existe una versión francesa de 1990, dirigida y adaptada por Jean-Louis Guillermou en live- action, así como una serie también con actores, del mismo año, realizada por un tal Jean-Louis Cap. Coincidiendo en este año además un telefilme de animación, coproducción entre Austria y Alemania, “Der kleine Prinz” de Theo Kerp, bastante decente.

Hay también una ópera filmada en 2004 para la televisión británica BBC compuesta por Rachel Portman, primera compositora de bandas sonoras ganadora de un Oscar por “Emma” en 1996, autora también de “La bella y la bestia 2” (1997) y “Oliver Twist” (2005).

En 2010, Francia decide adaptar al formato televisivo su gran obra de la literatura infantil en coproducción con Alemania, en dibujos animados, llegando a los 52 episodios. Su adaptación llevó diez años y fue emitida por Discovery Kids.

A esto hay que añadir que recientemente también se han realizado dos cortometrajes de animación, uno belga “The Little Prince 4D” (2011)  de 15 minutos y otro de EEUU “The Rose and I” (2015).


Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: